inicio noticias Los manteros piden un espacio consensuado para vender

Los manteros piden un espacio consensuado para vender

16 de Septiembre de 2015 | Todas

EP/Madrid


Tras los acuerdos entre los ayuntamientos del Vendrell y Calafell y vendedores ambulantes sin papeles, conocidos como “manteros”, para permitir su actividad en ciertos espacios reservados, la Asociación sin Papeles pide ahora que la decisión de estas dos localidades sirva como ejemplo para el resto del país y se regule la actividad de venta ilegal de alguna forma.

En este sentido, ha destacado el “aumento de la sensibilidad” con la causa de los “manteros”, que coincide con esta regularización de la venta ambulante, y ha agradecido el “apoyo vital” de los vecinos de estos municipios que “son conscientes de lo desproporcionado de las penas” y, por ello, “se han sumado a esta lucha para decir en altavoz que esto no es normal”.

Desde la asociación, cuyo portavoz ha trabajado cuatro años en el “top manta”, se apuesta por acabar con “el juego del ratón y el gato” con la policía, que ha provocado, incluso, la muerte de algún compañero “atropellado cuando intentaba escapar”, y se muestran a favor de negociar con los ayuntamientos y vender en las zonas que se les asignen “estando tranquilos aunque se gane menos dinero”.

También han advertido de que, mientras que no haya otros municipios que apliquen las mismas políticas que el Vendrell y Calafell, estas zonas van a sufrir un aumento del número de vendedores ambulantes, mientras que si se extendiera esta práctica pasaría más inadvertida.

MODIFICACIÓN DEL CÓDIGO PENAL EN DICIEMBRE

Por su parte, la portavoz de la Red de Ferrocarril Clandestino, plataforma de apoyo entre autóctonos e inmigrantes en la ciudad de Madrid que colabora con la Asociación Sin Papeles, Alcina Padín, ha señalado que espera que los acuerdos con manteros en municipios catalanes de Vendrell y Calafell ayuden a abordar la modificación del Código Penal en esta materia que tendrá lugar en diciembre.

En declaraciones a Europa Press, Padín ha afirmado que aún quedan por revisar todas las causas penales abiertas, todas las sentencias firmes y las encarcelaciones relacionadas con la venta ambulante. “Este tipo de gesto permite mostrar lo desmedido que ha sido todo y permite seguir hablando del tema para que en diciembre arranque un proceso de modificación que resulte favorable para quienes están sobreviviendo en la manta“, ha apostillado.

Asimismo, ha indicado que “este tipo de gestos aislados de ayuntamientos demuestran que tiene que haber una voluntad política para poder legislar este tipo de temas desde otros prismas” e insiste en que “buscar otras formas de interlocutar siempre es interesante”.